INTERVENCIONES Y CIRUGIAS


HISTORIA DE LA CIRUGÍA

CON ANESTESIA

 

Podemos constatar que desde el año 3.000 antes de Cristo, las civilizaciones Asirias conocían métodos para causar la anestesia en los enfermos, como eran los narcóticos vegetales o la compresión de la carótida que causaba un estado de inconsciencia que era aprovechado para realizar las cirugías.

Las civilizaciones griegas y romanas también utilizaron, muchos siglos después, distintos métodos de anestesiar a los pacientes de cirugía con diferentes sustancias.

También hay datos de las civilizaciones precolombinas que usaban drogas para causar el efecto deseado en los enfermos y en operaciones quirúrgicas.

Con estos datos podemos decir que desde la antigüedad, las civilizaciones han ideado distintas formas de conseguir dormir a las personas a las que había que practicarles cualquier tipo de cirugía, desde extraer una muela, hasta las más sofisticadas intervenciones quirúrgicas de la época.

En la Edad Media, fueron los monjes los que cultivaron cerca de los conventos las plantas medicinales como la adormidera para utilizarlas en las cirugías de sus hospitales.

En el Renacimiento hubo doctores como Paracelso y Raimundo Lullio, que mezclaban ácido sulfúrico con alcohol caliente para provocar el sueño profundo de los pacientes de cirugía. También en la época era muy usado el opio que venía de oriente con los mismos fines.

Pero la anestesia quirúrgica, tal y como la concebimos hoy día, no es concebida hasta el año 1.844, cuando el odontólogo Horacio Wells, de Conneticut, utiliza el protóxido de azoe para sus intervenciones. Al año siguiente, el doctor Morton demostró en público el efecto de la anestesia general usando éter sulfúrico rectificado para operar un tumor cervical.

Esta práctica asombró a toda la comunidad científica y rápidamente fue recogida por cirujanos norteamericanos y europeos.

 

John Sonw fue el primer doctor en dedicarse en exclusiva a la práctica de la anestesia y a lo largo de los años siguientes comenzaron a seguir sus pasos muchos otros anestesistas en todo el mundo.

 

En la actualidad la anestesia se practica como norma general en las intervenciones quirúrgicas y la evolución ha sido espectacular, desarrollándose varios tipos que se pueden resumir en tres:

 

Anestesia general

Anestesia locorregional (epidural)

Anestesia mixta

 

que son utilizadas según las necesidades de la cirugía de cada paciente.

 

TIPOS DE INTERVENCIONES QUIRURGICAS

 

 Introducción

 

Las intervenciones quirúrgicas son operaciones realizadas por cirujanos con el fin de reparar y extraer tejidos y órganos del cuerpo humano para solucionar algún trastorno o enfermedad.

 

Los grandes avances de la cirugía fueron el uso de la anestesia para evitar el dolor y los antisépticos para prevenir las infecciones. Actualmente, los progresos son los referidos a la cirugía no invasiva, mediante la cual se evitan las grandes incisiones.

 

Tipos de cirugía

 

Dentro de la cirugía se pueden establecer distintas especialidades según los trastornos que se pretendan solucionar o los órganos a los que afecte la intervención:

 

·  Cirugía torácica: aquella que se ocupa de todas las operaciones relacionadas con el corazón, los pulmones y el esófago.

 

·  Cirugía plástica: comprende todas aquellas intervenciones que se realizan en la parte externa del cuerpo humano.

 

·  Cirugía ortopédica o traumatológica: es la especialidad quirúrgica encargada de las intervenciones en músculos y huesos a causa de traumatismos o roturas.

 

·  Neurocirugía: se especializa en las operaciones que afectan al sistema nervioso. Por ejemplo, aquellas relacionadas con la médula espinal.

 

·  Cirugía maxilofacial: se ocupa de las intervenciones en la cara y en la boca. Por ejemplo, las extracciones de muelas con mayor dificultad.

 

Técnicas quirúrgicas

 

·  Laparoscopia: operación mínimamente invasiva. Se realiza una pequeña incisión a través de la que se introduce una lente que capta imágenes del interior del cuerpo. Éstas se transmiten a un monitor para poder realizar la intervención.

 

Entre las ventajas de esta operación están la reducción del tiempo de convalecencia y el menor riesgo de infecciones en los cortes o puntos.

 

Actualmente se han producido muchos avances en esta técnica y se aplica a un mayor número de intervenciones. Es muy habitual utilizar este procedimiento, por ejemplo, en las operaciones de hernias inguinales.

 

·  Cirugía láser: consiste en la aplicación de haces de luz intensos sobre determinadas células a las que se aumenta la temperatura hasta conseguir su eliminación.

 

Se utiliza, por ejemplo, para eliminar tumores o tejidos enfermos y cerrar vasos sanguíneos. También se emplea con propósitos estéticos, como la reducción de las arrugas.

 

·  Cirugía tradicional: conocida también como cirugía invasiva, es aquella en que se realizan incisiones de mayor tamaño, pues el cirujano actúa directamente sobre la zona a tratar.

 

Transplantes

 

Estas intervenciones consisten en extraer y reponer órganos, tejidos o células en el cuerpo del paciente. El donante puede ser la propia persona u otra distinta de éste.

 

Los avances realizados en este campo son muy importantes. Se trata por lo general de intervenciones muy largas y complicadas que requieren muchos medios técnicos.